“El falso arte de trasladar nuestra culpa a otro”

Debemos aprender a hacernos cargo de todas nuestras acciones, y comprender que muchas veces involuntariamente hacemos cosas que hieren o lastiman a los otros. Y no es la culpa del otro como se siente.
Es bien sabido que Toda acción trae una reacción.
Hay algunas personas, que actúan generando una reacción negativa en otras, y terminan sintiendose ofendidos y poniendo la culpa y la responsabilidad en el otro, asi se sigue sintiendo bien consigo mismo.
Esta mas que claro, que es mas sencillo encontrar los defectos en otras personas, por eso es muy importante, que hagamos un analisis de nosotros mismos, y ver todo el acto completo viendo que parte de nuestra actitud puede provocar en el otro una reacción que nos moleste.
El Orgullo muchas veces, o casi todas, hace que nos creamos dueños de la verdad o de la razón, y es entonces donde icurrimos en el error de sentenciar a alguien por un error que le trasladamos y es nuestro.
Hay personas que siempre quieren tener razon, y son capaces de cualquier cosa, desde llorar hasta insultar, rebajar a la otra persona, y por lo general no escuchan bajo ningun punto de vista las razones del otro, y generalmente aun demostrando que no tienen razón, igual siguen insistiendo que la tienen… no aceptan bajo ningun punto de vista la equivocación.
Por lo tanto, La culpa siempre la tienen el otro, se ponen en papel de victimas, ponen excusas, se vuelven intolerantes, desconfiados.
Seguramente todos y cada uno de nosotros nos vemos reflejados en alguna de estas apreciaciones, lo reconozcamos o no.
Y Creo que lo importante es aprender a entender, que en el tema de los sentimientos o la emociones no hay razones que valgan. Y Que las cosas No Son como Son Sino Como uno Las Siente”Por lo tanto, por mas perfecto que uno se crea, hay que entender que aun si quererlo, puede lastimar u ofender mucho a alguien a quien quiere. Somos humanos y falibles.
Entonces si es verdad que uno quiere a la persona con quien se genera esta ofensa, porque no charlarlo o aclararlo, no? Se dice: “Hablando se entiende la gente”.
“Conócete. Acéptate. Supérate.”
San Agustín de Hipona

Recent Posts

DEJANOS TU COMENTARIO